Salta, Atacama & Uyuni

Itinerario que viaja a los 3 atractivos más conocidos del Noroeste Argentino y del Altiplano Andino Chileno-Boliviano: Salta junto al Tren a las Nubes llegando hasta los 4.000 metros a San Antonio de los Cobres o la Travesía a las Nubes llegando hasta Salinas Grandes, Bolivia con su encantador Salar de Uyuni, las Lagunas del Altiplano: Verde, Colorada y Blanca, la Isla Incahuasi, Volcán Ollague, Momias de San Juan, Colchani, que es la puerta de entrada al Salar y sus Lagunas Blanca, Verde y Colorada y San Pedro de Atacama con sus Lagunas Altiplánicas Miñiques y Miscanti, el Geyser del Tatio y los Pueblos del Altiplano. Visitamos las lagunas Chiarcota, Honda, Ramaditas en la Reserva Nacional de Fauna Andina Eduardo Abaroa, llegamos al Desierto de Siloli, donde observamos el Arbol de Piedra.

Salta, Atacama & Uyuni en 8 días

8 días - 7 noches

Salta, Atacama & Uyuni en 8 días

8 días - 7 noches

  • Alojamiento Base Doble con Desayuno de acuerdo a la categoría de hotel seleccionada
  • Traslados detallados en el itinerario
  • Excursiones regulares detalladas en el itinerario (excepto opcionales)
  • Tickets Aéreos de Cabotaje
  • Guía Bilingüe Español Inglés
  • Coordinación Permanente

Día 1 - Conociendo Salta, La Linda

Traslado al Aeropuerto Metropolitano Jorge Newbery de la Ciudad de Buenos Aires. Recepción y traslado del Aeropuerto de Salta al hotel.

Comenzaremos nuestro tour por la ciudad desde la bonita Plaza 9 de Julio, llamativa por sus canteros adornados con gran colorido y sus árboles frutales que dejan su fragancia en el aire salteño. Desde la plaza podremos tener una primera visión de la historia y su pasado colonial, ya que estaremos rodeados de sus edificios antiguos, como el Cabildo, la Catedral, la Iglesia de San Francisco, el Convento de San Bernardo de la Monjas Carmelitas, uno de los edificios más antiguos de la ciudad y la puerta que da entrada al convento fue hecha de madera de algarrobo tallada a manos por nativos en el año 1762; sus antiguas casas completan el casco histórico, que hoy en día son monumentos de gran importancia. De allí nos dirigiremos hacia el imponente y más reconocido cerro de la ciudad salteña: el Cerro San Bernardo. Antes de llegar hasta él, pasearemos por sus calles, llegando al monumento de Güemes, un general argentino conocido por sus ideales de libertad, su desprecio al materialismo y su amor a la Patria.

Llegaremos al Parque San Martín, donde se encuentra la estación de teleféricos, el medio por el que ascenderemos al Cerro para tener una impresionante panorámica de la ciudad y alrededores, con los cerros de fondo. Luego, continuaremos hacia un lugar realmente encantador, elegido por los turistas por sus maravillosos atractivos naturales y actividades diversas por hacer: la villa veraniega de San Lorenzo, donde se encuentra la Quebrada, un sitio ideal para pasar el día a orillas del río, escuchando su relajante sonido. El camino nos conduce entre jardines floreados, mansiones, castillos, rodeados por lomadas y donde se pueden realizar cabalgatas, trekking y pic-nic. Volveremos para la ciudad, pasando primero por el Mercado Artesanal, donde podremos adquirir recuerdos de esta hermosa ciudad, tales como piezas en plata y cerámica, tejidos rústicos de lana de llama, artesanías en cuero, entre otros.

Día 2 - Travesía a las Nubes - Salinas Grandes - Purmamarca

Recorreremos el camino que hace el Tren a las Nubes, incluso visitando las Salinas Grandes hasta Purmamarca. La primer localidad que atravesaremos en nuestro recorrido es Campo Quijano, una tranquila localidad, destacada por el Dique Las Lomitas, obteniendo hermosas vistas de sus campos y verdes cerros como el paisaje del Río Arenales en El Encón, se trata de un tradicional pueblo en el Valle de Lerma, conocido por ser la puerta de acceso hacia la Puna, por donde pasan las vías del Tren a las Nubes. Seguimos nuestro camino pasando por el Río Blanco, rodeado de pura naturaleza, llegaremos a Quebrada del Toro, que se extiende hasta Puerta Tastil, una pequeña ciudad precolombina que tuvo su mayor desarrollo en el siglo XIV y luego, desapareció misteriosamente, en este pueblo aparece nuevamente el Río Blanco bordeando el camino.

La ciudad prehispánica de Tastil representa la "puerta" de acceso a la Quebrada de las Cuevas, en donde podremos encontrar las Ruinas arqueológicas de Tastil. Seguiremos por Abra Blanca, que se encuentra a 4080 metros sobre el nivel del mar hasta San Antonio de los Cobres, una pequeña ciudad que se encuentra a aproximadamente 4.000 metros sobre el nivel del mar, famosa por celebrarse allí la Fiesta Nacional de la Pachamama (Madre Tierra) y por ser el punto culminante del paseo en el Tren a las Nubes.

Continuaremos por la Ruta 40 hacia las Salinas Grandes, ya en Jujuy, que se encuentran a 3450 metros sobre el nivel del mar, en promedio. Éstas se extienden por la región denominad Puna Jujeña. El origen de las salinas datan de entre 5 y 10 millones de años atrás, en cuyo período la cuenca de este salar se cubrió de agua con una importante cantidad de sales por la actividad volcánica y, de a poco, la evaporación de estas aguas dio lugar a este gran salar, que es un espectáculo para los ojos, por el contraste que forma con el cielo. Bajaremos por la Cuesta de Lipán llegando al pueblo de Purmamarca, ubicado al pie del Cerro de los Siete Colores.

Nota: Dependiendo de la fecha del año se puede viajar en el Tren a las Nubes o hacer el Safari a las Nubes que hace un recorrido parecido.

Día 3 - Purmamarca - San Pedro de Atacama

Desayuno en el Hotel. Saldremos hacia la Ciudad de San Pedro de Atacama en bus regular por el Paso de Jama. Recepción en la Terminal de Omnibus de San Pedro de Atacama y traslado al hotel.

Día 4 - Salar de Atacama & Lagunas Altiplánicas

Iremos en dirección hacia el pueblo de Toconao, para recorrer este oasis, previamente. Se encuentra a unos 2.500 metros sobre el nivel del mar, donde se destacan su Iglesia con torre Campanario, la Quebrada de Jerez, lugar donde los habitantes anteriores han dejado su huella mediante dibujos rupestres (petroglifos).

Esta localidad es la puerta de entrada al Salar de Atacama, nuestro punto objetivo, que tiene su origen en un lago de grandes dimensiones debajo de un manto de sal. Se extiende en 100 km aproximadamente. Una vez allí, visitaremos la Laguna Chaxa, ubicada en el margen del Salar, la cual se adapta para albergar varias especies de flora como engrana salada, brea, entre otras. Además de animales como el flamenco andino, chileno, gaviotas andinas, playeros de Baird, pequenes, golondrinas de pecho negro y pollitos de mar tricolor. Es un paisaje que se contrasta perfectamente con el cielo y sus nubes, ofreciéndonos una visual magnífica de la vida allí.

La Laguna Chaxa pertenece, además, a la Reserva Nacional Los Flamencos. Luego, bordearemos el Salar para llegar a Socaire, un pueblo precolombino, a 3.250 metros sobre el nivel del mar y que se divide en una zona de cultivos en terraza, el pueblo y el caserío. Así, llegamos a las lagunas altiplánicas Miñiques y Miscanti, ascendiendo en altura, a unos 4.000 metros sobre el nivel del mar, por ello vamos a tomar las precauciones necesarias para poder disfrutar como se debe de estas majestuosas lagunas, formadas hace un millón de años cuando se produjo la erupción del volcán Miñiques. Allí podremos observar flamencos, tagua cornuda, patos juar-jual, caiti, gansos guallata, ñandúes, llamas, guanacos, zorros, vizcachas, vicuñas y alpacas. Este imponente paisaje se encuentra rodeado por volcanes y relieves de montaña, resaltando los cerros Miscanti y Miñiques. Regresaremos a San Pedro de Atacama.

Día 5 - Geysers del Tatio

Nos levantaremos por la madrugada para realizar nuestra próxima excursión a los Geysers del Tatio, en la Reserva Nacional dele Volcán Tatio, así podremos aprovechar toda la mañana que es cuando brotan (entre las 6 y 7 de la mañana) a temperaturas que alcanzan los 85ºC y que pueden llegar a una altura de entre 8 y 9 metros, así podremos contemplar este espectáculo admirable. Estos chorros de agua y vapor se producen cuando las napas de agua subterránea entran en contacto con el magma del volcán.

Se encuentran a más de 4.000 metros sobre el nivel del mar y, por supuesto, nuestro recorrido y visita se llevará a cabo con sumo cuidado y a una distancia considerable. Luego tendremos la posibilidad de visitar la piscina de aguas termales donde podremos aprovechar de un baño relajante en estas aguas, a una temperatura de 40ºC aproximadamente. A nuestro regreso a San Pedro de Atacama, pasaremos por el pueblo de Machuca, donde podremos observar las construcciones de barro y paja brava. Los pocos habitantes que hay allí se dedican a la agricultura, producción de quesos, entre otras tareas de campo. La Laguna Salada se encuentra muy próxima a este pueblo, donde viven grandes comunidades de flamencos, patos y gaviotas que nos brindan un espectáculo junto a sus bellos paisajes.

Día 6 - Lagunas Altiplánicas: Colorada, Verde & Blanca, Desierto de Siloli, Arbol de Piedra & Sol de Mañana

Cruzamos la frontera boliviana-chilena en Hito Cajón para ingresar a Bolivia. Pasamos por la Laguna Chalviri y las aguas termales de Polques. La Laguna Verde debe el color de sus aguas a la presencia de magnesio, produciendo un color verde esmeralda, encontrándose a los pies del Volcán Licancabur. La Laguna Blanca su color blancuzco se debe al elevado contenido de minerales y está unida a la Laguna Verde por un mínimo estrecho.

Continuamos hacia los geyseres Sol de Mañana. El Sol de Mañana es una zona que se encuentra al sur de la Laguna Colorada en la ruta que va al Salar de Chalviri, a una altura cercana a los 5.000 m.s.n.m. Esta región tiene la particularidad de tener gran actividad volcánica, con la presencia de geyseres (fumarolas), en los cráteres se ve lava en estado de ebullición, las fumarolas (géiser) despiden vapores con mezcla de agua y vapor que llegan a superar a veces los 20 metros. Este paisaje nos desciende a épocas iniciales a la creación de la tierra.

Luego nos espera la Laguna Colorada que se encuentra a unos 4.278 m.s.n.m., es la más próxima a la frontera con Chile, su color rojo lo producen las algas, sus aguas van cambiando de marrones hasta rojos fuertes. Son lugares ideales para la cría de los flamencos andinos debido a las aguas ricas en minerales. Llegaremos a 4.000 metros sobre el nivel del mar, la ruta está repleta de calamina, arenales y en general se encuentra en estado aceptable. Visitamos las lagunas Chiarcota, Honda, Ramaditas, dejando la Reserva Nacional de Fauna Andina Eduardo Abaroa justo a la altura del Desierto de Siloli, donde conoceremos el Arbol de Piedra, se trata de una obra de la madre naturaleza, es una formación geomorfológica producida por la erosión que produce el viento. Al final del día nos acomodaremos en el "Hotel Los Flamencos Ecolodge".

Día 7 - Isla Incahuasi, Salar de Uyuni, Colchani & Uyuni

Conoceremos la Isla Incahuasi, que en lengua quechua significa Casa del Inca, se encuentra en pleno centro del salar. La Isla Incahuasi es escarpada con una importante cantidad de cactus de buen porte que trepan los 10 metros de alto. Se podrá ingresar a un sendero señalizado para recorrer la isla, gozando de los cactus y del azul cobalto del cielo. Las mesas del restaurante están hechas de sal. Por error se la conoce como Isla del Pescado, pero se trata de una isla cercana.

Visitaremos el Salar de Uyuni. Este se encuentra en las planicies altiplánicas donde el horizonte logra alcanzar el infinito. Se trata del Salar más grande de la Tierra, un increíble mar de sal en un contexto natural jamás imaginado. Da la sensación de estar en un lago helado que no termina nunca, que sigue hacia el infinito, es un gran desierto blanco con una superficie inimaginaria, que recuerda que alguna vez fue un extenso mar. Al anochecer las estrellas brillan en un cielo profundo, dejando el reflejo de su luz en la planicie. El tiempo se paraliza para escuchar el sonido del viento helado. Muchos dicen que en el Salar de Uyuni, el cielo con sus estrellas se fusiona con el planeta tierra, originando una mezcla de sensaciones indescriptibles. El Salar de Uyuni abarca un área de más de 10.000 Km2, estando a 3.660 msmn. La temperatura anual ronda -25°C durante la noche y 20°C durante el día, generando un clima de altura, seco, frío, con escasas lluvias y fuerte radiación solar.

Dentro de este recorrido, visitaremos Colchani, que es un pequeño pueblo en las periferias del salar, siendo la puerta de ingreso a este. Si bien Colchani no es una ciudad turística, es una parte impontante del area, con sus casas abandonadas y ruinas de la época en que los trenes funcionaban. Visitaremos el primer hotel de sal, ojos de sal, pirámides de sal y la elaboración de sal yodada en forma rústica.

Conoceremos los alrededores de Uyuni, donde visitaremos el Cementerio de Trenes. Un sitio lleno de maquinas ferroviarias de antigua data que nos llevan muchos años atrás cuando el esplendor de la minería inundó de ferrocarriles a Bolivia. De hecho, la primer vía férrea fue Uyuni – Antofagasta a fines del siglo XIX. Esta transportaba plata proveniente de las minas de Huanchaca. Ese fue el comienzo de la ruta que hoy va de Oruro a Villazón. Cuando se acabó este material precioso, dejó en el camino a localidades como Atocha o Tupiza, que dependían del paso del tren.

Día 8 - Uyuni

Desayuno en el hotel. Traslado a la terminal de trenes de Uyuni para tomarnos bien temprano a la madrugada el tren con destino final Villazón en Bolivia, límite fronterizo con la República Argentina, cercana a la ciudad de La Quiaca. Fin del programa.


Consultar Reservar Descargar PDF